Inicio > Historias > UN NEGOCIO PECULIAR

UN NEGOCIO PECULIAR

Tengo yo una amiga, Charito, que es de lo más normal. Estudia entre semana y trabaja sábados y domingos, tiene un novio desde el año de la Pepa, lo quiere y nunca le ha puesto los cuernos, y los domingos por la tarde, si tiene suerte y libra, se va a ver el partido del Cádiz. Una vida común... si no fuese por sus amigas.

Las amigas de Charito son, a ver, cómo decirlo sin que resulte insultante... son perspicaces como perchas y brillantes como un cuarto quilo de panceta de cerdo. Y mira que son buenas chavalas, pero por alguna razón desconocida (¿será el riego?) la palabra “razonamiento” no parece tener relación alguna con ellas. Y de todas ellas, la más sorprendente es Trini, que directamente vive en un mundo con leyes físicas y sociales totalmente diferentes a las nuestras.

Les pongo un ejemplo: un día me encontré a Trini por la calle, y ni “hola” ni “buenos días”, directamente me dijo: “Te vendo mi Nintendo DS”. Y sin darme tiempo a contestar, abrió el estuche donde la llevaba y sacó una consola super fashion, rosita y con purpurina, que me pasó por los morros a la vez que me decía “Sólo 80 €, y te aviso que está nueva”.

Y miren que lo de tener una consola rosa con purpurina me haría gracia, porque anda que no llamaría la atención con estos bigotazos míos y la videoconsola oficial de la Barbie en mis manos. Pero es que yo no soy de consolas, qué voy a hacerle, a mí lo que me pirran son los juegos que puedo jugar en mi ordenador. Total, que no hubo negocio.

Una semana después me encontré nuevamente a Trini, que ahora andaba buscando curro como loca para comprarse una Nintendo DS.

“¿Para qué vendiste la otra?”

“Necesitaba el dinero, porque había salido un juego increíble y no me lo podía comprar.”

“Eh... ¿has vendido la consola para comprarte un juego de consola?”

“Claro, porque imagínate que se acaban y ya no puedo conseguirlo nunca. Nintendos DS siempre venderán, pero este juego se acaba enseguida.”

Y con tan brillante razonamiento me acordé de Abundio, aquel tipo que cuenta la leyenda que vendió el coche para comprar gasolina. Vecino de Trini, segurísimo que sí.

2010-09-06 10:19 | 9 Comentarios


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://gadesnoctem.blogalia.com//trackbacks/67651

Comentarios

1
De: Alejandra Fecha: 2010-09-06 17:11

que malo eres, mira que no comprarle la nintendo a la chiquilla con la ilusión que le hacía a ella tener el juego...



2
De: Jose Joaquín Fecha: 2010-09-06 20:23

En ocasiones pienso que se la podía haber comprado y, después, revenderérsela más cara jajaja.



3
De: Kory Fecha: 2010-09-07 20:22

Mmmm ¿no será pariente de tu amigo inversionista de bienes raíces? jejeje



4
De: skullpirates Fecha: 2010-09-07 22:04

No. O sea, no me lo creo. No puede ser, Jose. Que no me lo creo. Es imposible tanta estupidez (contenida en una sola persona quiero decir)



5
De: Jose Joaquín Fecha: 2010-09-08 09:00

Eso pensé yo. Lo curioso es que luego me he dado cuenta que ese miedo a que se acabe algo que vende muy bien existe en mucha gente (vale que no llegan a este nivel): las colas para comprar el primer día que aparece una novela de Harry Potter, o la Wii, o el IPhone. En serio, ¿alguien piensa que van a dejar de venderlos de la noche a la mañana?

-- Mr. Power, hemos vendido todos lo videojuegos en un sólo día.
-- Pues ya está, ya no se pueden hacer más, que se nos gasta el molde.



6
De: TFC Fecha: 2010-09-14 12:13

Es que el mercado de los videojuegos es así. (Por desgracia). Las reediciones de títulos con unos años ya son la excepción a la regla de un medio que olvida su propio pasado de una forma absolutamente indecente.



7
De: Jose Joaquín Fecha: 2010-09-14 17:52

Muy cierto, aunque de unos años a esta parte, entre emuladores y la Game Boy Advance recuperando títulos clásicos, se han recuperado muchos clásicos que nunca debieron caer en el olvido.

No obstante, el videojuego que la muchacha quería no debía de llevar más que unos meses en la calle...



8
De: TFC Fecha: 2010-09-14 22:21

Yo eso no lo sé.
Ahora, una cosa, ¿No podía empeñarla?



9
De: Jose Joaquín Fecha: 2010-09-15 08:21

¿Se pueden empeñar consolas? Supongo que sí, claro, si se pueden empeñar hasta barcos, pero se me antoja curioso...



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.81.110.114 (8160cfc269)
Comentario



  

Consigue mis libros

La explosión Marvel: Historia de Marvel en los 70

La explosión Marvel: Historia de Marvel en los 70

Los animales en la Historia y la Cultura

Los animales en la Historia y la Cultura

Bajo el Sol naciente

Bajo el Sol Naciente

Los cómics de la Segunda Guerra Mundial

Los cómics de la Segunda Guerra Mundial

Don Juan Tenorio y Halloween

Don Juan Tenorio y Halloween

Archivos

<Octubre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
29 30 31        

Documentos

  • Aventuras de Carbonell
  • Chile
  • Cine y series
  • Clases y alumnos
  • Cosas que pasan
  • Cuentos
  • Dibujos y Pinturas
  • Doctor Who
  • GURPS
  • Historia
  • Historias que no se si me pasaron
  • Historieta y Literatura
  • James Bond
  • Musica y Radio
  • No se lo pierdan
  • Publicaciones
  • Rol y Videojuegos

  • Blogalia

    Blogalia

    Tu IP es:

    Blogs de Cádiz

    Yo soy blogadita

    Planet Blogaditas

    Enlaces indispensables

    CRISEI

    DIARIO DE UNA NIÑERA EN BIRMINGHAM (Alejandra Flores)


    © 2002 Jose Joaquin