Inicio > Historias > DR. NO

DR. NO

En 1962 debutaba en la gran pantalla un peculiar agente secreto llamado James Bond. Seductor, atrevido y con unas gotas de humor negro, el personaje que hiciera famoso a Ian Fleming llegaba a los cines casi una década después de que la primera novela del mítico agente secreto, Casino Royale, irrumpiera en las librerías.

El papel principal recaía en un jovenzuelo que apenas había superado la barrera de los 30 años, un actor escocés llamado Sean Connery, que a pesar de su juventud ya había desarrollado algún papel importante tanto en la BBC como en el cine. De aspecto rudo y viril, supo llevar como pocos un esmoquin y nos convenció de que era un experto en prácticamente todos los campos del conocimiento, el combate y el amor.Dr. No sería la primera película de la saga, que no la primera novela donde aparece el personaje, y demostró ser una idea excelente. Aquella misión en un rincón exótico del Caribe, con aquellas bellas mujeres, aquel malo que era Fu Manchú pero que se  llamaba No y aquella base llena de tecnología y agentes enemigos disparó la imaginación de no pocos espectadores.

Revisitar la película es un ejercicio de amor hacia 007. Ha envejecido mal, y tanto el montaje como los efectos especiales y los decorados dan ganas de reír en más de una ocasión. Bond no tiene gadgets, sólo su Walter PPK y su ingenio, además de la ayuda de una Úrsula Andress que, eso sí, a mí me sigue pareciendo una de las mejores chicas Bond de toda la saga.

Sin embargo, a poco que uno sepa de cómics o cine comprende que la película fue un auténtico revulsivo. En el campo de las viñetas Stan Lee y Jack Kirby quedaron tan impresionados por el personaje que convirtieron a un personaje llamado Sargent Fury en Nick Fury Agent of SHIELD, uno de los más increíbles cómics de aventuras y espías de todos los tiempos (sobre todo cuando Jim Steranko tomó el relevo) y Captain America pasó de ser un cómic patriótico a una saga hermosísima de agentes secretos, organizaciones malévolas y aventura trepidante. Una década después, el guionista Doug Moench y el dibujante Paul Gulacy seguían tan fascinados por el concepto que convirtieron lo que debía haber sido un tebeo de artes marciales, Master of Kung Fu, en un cómic de agentes secretos, superespías y organizaciones criminales no muy diferentes a las del Dr. No. En el cine, las secuelas e imitadores de Bond darían para llenar no uno, sino varios blogs.

¿Quién pudiera ver la película con los ojos inocentes de aquella época, antes de los efectos por ordenador? La producción apenas sobrepasó el millón de dólares, pero recaudó SESENTA veces esa cantidad. Una prueba irrefutable de que no hacían falta grandes presupuestos para dejar al público pegado al asiento, sólo un buen actor, un guión entretenido y mucha imaginación.

2009-09-04 09:41 | 7 Comentarios


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://gadesnoctem.blogalia.com//trackbacks/64347

Comentarios

1
De: RM Fecha: 2009-09-04 09:54

Es en esa película donde Bond adquiere sus superpoderes: se cuela de buenas a primeras en una central nuclear y escapa de una explosión atómica. La radiactividad tuvo que afectarlo como a cualquier superhéroe de la época, fijo.

Él aprovechó los superpoderes mejor: llegar a sitios de ensueño donde siempre es fiesta local, tirarse a todas las gachises que se ponen a tiro, evitar la cirrosis y hasta ultimatizarse con cada nueva encarnación.

Un crack.



2
De: LVH Fecha: 2009-09-04 14:35

También en los 70 Dennis O'Neil y Neal Adams convierten a Batman en un James Bond con traje, aunque sea por unos pocos números.



3
De: Jose Joaquín Fecha: 2009-09-04 15:33

También Bond se volvió un poco Batman, y a partir de Roger Moore los gadgets no faltarían... ¡qué retroalimentación tan divertida!



4
De: RM Fecha: 2009-09-06 10:42

Adam West dice que estuvo a punto de ser James Bond cuando lo dejó Connery...




5
De: Jose Joaquín Fecha: 2009-09-08 11:06

Pues sí, al parecer su aspecto físico gustó a los productores, pero al final se decantaron por George Lazenby.

Debió de haber muchas tortas por el puesto, porque Lazenby cuenta que poco menos se disfrazó de Connery para llamar la atenció de los productores.



6
De: Musica Fecha: 2009-09-10 18:02

Connery es uno de los mejores James Bond que han salido en la gran pantalla, aunque para mi el mejor y mas elegante ha sido Pierce Brosnan



7
De: Austin Powers Fecha: 2009-09-24 20:52

Lo siento pero donde se ponga el Dcotor Maligno o su trasunto real, Kim Jong Il, no tiene nada que hacer el Dr.No. Maligno es insuperable, especialmente si tiene a Miniyo, está imbatible cuando se lleva el meñique a los labios, lo suyo es pura maldad... o casi



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.227.127.109 (85b703d68a)
Comentario
¿Cuánto es: mil + uno?



  

Consigue mis libros

La explosión Marvel: Historia de Marvel en los 70

La explosión Marvel: Historia de Marvel en los 70

Los animales en la Historia y la Cultura

Los animales en la Historia y la Cultura

Bajo el Sol naciente

Bajo el Sol Naciente

Los cómics de la Segunda Guerra Mundial

Los cómics de la Segunda Guerra Mundial

Don Juan Tenorio y Halloween

Don Juan Tenorio y Halloween

Archivos

<Diciembre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
             

Documentos

  • Aventuras de Carbonell
  • Chile
  • Cine y series
  • Clases y alumnos
  • Cosas que pasan
  • Cuentos
  • Dibujos y Pinturas
  • Doctor Who
  • GURPS
  • Historia
  • Historias que no se si me pasaron
  • Historieta y Literatura
  • James Bond
  • Musica y Radio
  • No se lo pierdan
  • Publicaciones
  • Rol y Videojuegos

  • Blogalia

    Blogalia

    Tu IP es:

    Blogs de Cádiz

    Yo soy blogadita

    Planet Blogaditas

    Enlaces indispensables

    CRISEI

    DIARIO DE UNA NIÑERA EN BIRMINGHAM (Alejandra Flores)


    © 2002 Jose Joaquin